Durante toda esta semana, Super 45 recomienda los mejores documentales de la sexta edición del Festival In-Edit Nescafé.

La anécdota es muy simple: el año 1976 en Manchester se forma Joy Division y cuatro años más tarde su frontman gatilla el mito ahorcándose en su cocina. De ahí en adelante a su alrededor sólo emergen íconos, tales como el himno “Love will tear us apart”, New Order, la recreación gozosa de la época en 24 Hour Party People o el evangelio que Anton Corbijn filmó para la biopic Control (2007).

Adjetivados aún hoy, y con justa razón, como siniestros y revolucionarios, Joy Division genera no sólo respeto, sino también culto y fanatismo. Quizás sea por eso que Gee se desligue quirúrgicamente de su visión afectiva y emocional del fenómeno para entregar una investigación apenas denominada Joy Division, estructurada a partir de entrevistas en que los contemporáneos de Ian Curtis no hablan como fans ni devotos, sino como protagonistas de los días que la banda vivió.

Tanto las citas de los integrantes y colaboradores de la banda, como los registros visuales en vivo hasta hace poco desconocidos, terminan perfilando el filme como la reconstrucción histórica objetiva de un contenido antes reformulado desde el artificio o el estilizamiento, en un retrato del Manchester exhausto y explotado tras la industrialización, sin ganas aún de fiesta, el bosquejo del momento histórico en que el punk comienza a revelarse de sí mismo en el postpunk.

Estremecedor tanto en imágenes como en el significado de su sonido – y a pesar de haberse estrenado el mismo año que Control de Anton Corbijn-, Joy Division se transforma para muchos medios en el documental definitivo del auge y brusca caída de la banda. Incluido en la selección de Invitados del Festival In – Edit 2009, el documental se presentará el sábado 12, introducido en vivo por su director, quien además presenta en la muestra otros de sus trabajos para Radiohead, John Cale y Scott Walker.

“Joy Division” será exhibida el sábado 12 de diciembre a las 17:00 horas en el Teatro Nescafé. Presenta Grant Gee.