Pasaron cuatro años sin saber nada de Mew. Tiempo suficiente para que las expectativas hicieran su trabajo, ayudadas por el tiempo y por el buen sabor de boca que dejó And The Glass Handed Kites. Los daneses han vuelto a las andanzas, reclutando nuevamente a Rich Costey (Franz Ferdinand, Mars Volta, Mastodon), quien fuera el productor del exitoso Frengers, y a Damon Tutunjian. El bajista de Swirlies, viejo conocido del trío, es otro de los condimentos que hace de No More Stories EP un imán de curiosidad y un aperitivo altamente cotizado por quienes ansían degustar el venidero largaduración de la banda.

De las cinco pistas contenidas en No More Stories, el primer tándem será parte del próximo disco y el otro puñado son lados B. La encargada de abrir los fuegos es “Introducing palace players”, que –de un solo golpe- descoloca por su introducción y sorprende por su tono casi optimista. Igual de súbita es la energía impresa a la impoluta “Repeaterbeater”, en la que Mew anuncia que su quinta placa será de armas tomar. En lo que respecta a este avance, con el insulso instrumental “Owl” se inicia la transición a los descartes del álbum. Por suerte, la candidez de “Star” retoma el buen camino y “Swimmer’s chant” deja la impresión de que podría haber sobrevivido el corte final. Si una banda se guarda en el bolsillo canciones como ésta, de seguro es porque lo mejor está por venir.

MP3: Mew – “Introducing palace players”

VIDEO: Mew – “Special” (de And the Glass Handed Kites -2005-)