A simple vista, parecen una más de las parejas tributarias del trip-hop, por su aparente esquema de hombre productor y mujer cantante. Pero Phantogram escapan de la norma y noquean a la cátedra, porque no representan la típica sumisión del hemisferio dominante versus el que obedece sus dictámenes, sino a dos seres pensantes interactuando e interviniendo cada idea que ponen en común. Son Joshua Carter y Sarah Barthel. Un neoyorquino devoto de las atmósferas del shoegaze y su amiga de la infancia, cuyo reproductor está colmado de boom bap. Eyelid Movies, su debut, es un inventario de canciones que le faltan el respeto a las fronteras entre géneros y que actúa como una exquisita declaración de eclecticismo.

Aunque la presencia femenina predomina en lo vocal, mientras la mayoría de los embriones rítmicos se incuban en su contraparte, el dúo juega a intercambiar roles constantemente (“Turn it off”, “Running from the cops”). Eso sí, el plato fuerte consiste de esos cortes donde la sumatoria clásica opera como reloj suizo (“Mouthful of diamonds”, “As far as I can see”). Con beats callejeros y sampleos elegantes, además de guiños al catálogo anticon., el tándem establece que -en su afán por encontrar buenas canciones- lo único valido es la yuxtaposición armónica de elementos. La pólvora ya está inventada, ahora hay que hacer explotar todo.

MP3: Phantogram – “As far as I can see”

VIDEO: Phantogram – “When I’m small” (en vivo)